LA TATINA

Cocina del oriente asturiano

LA TATINA

Cocina del oriente asturiano

PREV
NEXT

LOGO LATATINA

La versión street del cachopo

Llega a Expo Food Trucks la versión callejera de un plato emblemático de la cocina casera asturiana, el cachopo. Procedente de Llanes, el food truck La Tatina ofrece sus cachopines en tiras bañadas en salsa de cabrales y acompañadas con sabrosas patatas street style. Su antigua furgoneta Citroën reciclada invita a soltar el móvil y mancharse los dedos con su pastel de queso de Porrúa, sus verdinas con chipirones, sus tortinos de picadillo y sus escalopines al cabrales, entre otras delicias típicas de la región.

Sus cazuelas de fabada y pantrucu pueden regarse con los vasos recién escanciados de Trabanco, una de las populares sidras naturales asturianas. Escanciados por el socio propietario de La Tatina Manuel Nava, cada trago gana toda la fuerza, frescura y sabor del dorado néctar del principado. La Tatina procede de un negocio hostelero familiar fundado en 1979 en Llanes, en el oriente de Asturias.

“Respetamos la tradición gastronómica y la calidad de los productos que vienen de nuestra tierra y mar”, explica Manuel Nava. “Queremos eliminar la habitual distancia entre el cocinero y el cliente”, añade. Caracterizada por su trato cercano y afable, La Tatina saca las raíces de su cocina a la calle. El público degusta recetas poco frecuentes fuera de la zona oriental asturiana, como el pantrucu (masa de sangre de cerdo y cebolla picada con tocino, envuelta en berza), que suele acompañar su fabada y otros guisos.

SUBIR